¿Cómo comenzar con el vídeo marketing? Recursos prácticos para arrancar


estrategias video marketing

Hace unos días te hablábamos del auge del video marketing y de la importancia de incluirlo en tu estrategia global. Pero hoy vamos a ir un poco más allá.

Ahora que ya sabemos que el vídeo es importante, hablaremos de algunos consejos para crear una estrategia. Pero como sabemos que eres un valiente y te va eso del DIY (o lo que es lo mismo, el yo me lo guiso, yo me lo como), también repasaremos algunas aplicaciones que van a facilitarte la tarea de generar vídeos originales. Además, haremos un pequeño repaso sobre cuál es el material necesario si te lanzas a grabar tu propio vídeo.

Tenemos mucho trabajo por delante. ¡Vamos allá!

¿Cómo creo una estrategia de vídeo marketing?

Para desarrollar una buena estrategia, ya sea de vídeo marketing, de Social Media o de nuestra comunicación en general, siempre hay que seguir una serie de pasos que nos ayudarán a hacerlo correctamente.

Conoce a tu público.

Para empezar, analiza el estado de la compañía y de la competencia pero, sobre todo, a quién te diriges. ¿Quién es tu público? ¿Qué edades tienen? ¿Desde dónde se conectan a internet? Vistos todos estos detalles, es el momento de marcar unos objetivos.

Elige un sólo canal.

Sabemos que hay múltiples sitios para enseñar el resultado final de tu campaña: facebook, twitter, youtube, vimeo… Pero la realidad es que subirlo a más de una plataforma tan sólo te dificultará la medición de la repercusión. Lo ideal es que veas cuál es tu mejor opción, (YouTube por ejemplo) y luego, una vez bien posicionado en la plataforma, lo compartas en el resto de redes sociales, pero siempre enlazando a una única fuente original.

Ten claro el mensaje.

¿Se trata de un vídeo para crear marca? ¿Presentar un nuevo producto? ¿Tal vez un tutorial? Sea lo que sea, defínelo bien. Piensa a quién te diriges y adapta el contenido y lenguaje del vídeo.

Escoge un tipo de vídeo.

Tienes infinitas opciones. Una animación, un stop motion, un sketch, un informativo, una entrevista… Busca la fórmula que mejor creas que se adapta a tu marca y mensaje. Y, sobre todo, ten muy en cuenta aspectos como la duración, el tono y lenguaje según el público. Se trata de enganchar a tu audiencia, así que más vale ser breve y conciso, que aburrir. Lo ideal son vídeos de 1’5 minutos, que capten la atención, pero que dejen con ganas de más.

¿Cómo producir vídeo para redes? 3 aplicaciones útiles

Siempre es recomendable dejar el vídeo en manos expertas, pero si no es posible, conocer algunas herramientas puede ayudarte muchísimo a mejorar el resultado final.

Si decides lanzarte a grabar, para la edición puedes optar por programas más o menos sencillos que incluye tu sistema operativo, Windows Movie Maker en Windows o iMovie en iOS. Hay muchísimas opciones desde las más básicas a las profesionales que te ayudarán a editar el vídeo, recortar las partes que no quieras usar, añadir transiciones, etc.

Pero hoy os hablamos de aplicaciones distintas, para producir otros tipos de vídeo que pensábamos que sólo estaba reservado a profesionales. Toma nota.

Adobe Spark

 

Esta aplicación de Adobe es aún desconocida para muchos, pero cuando la descubras, no podrás vivir sin ella. Es accesible vía web a través de spark.adobe.com y es gratuita. Tan sólo debes crear una cuenta y podrás crear rápidamente imágenes o vídeos orientados a redes sociales. Si tienes iPhone o iPad, también hay versión App. Aquí, por ejemplo, tienes un tutorial para crear vídeo con Adobe Spark .

Moovly.

Esta aplicación también funciona vía web. Tan sólo debes crear una cuenta para comenzar. Moovly te permite crear presentaciones animadas de una manera sencilla e intuitiva. Además tiene una galería en su web con la que puedes inspirarte y ver qué puedes hacer. Pero, en este caso, la versión gratuita implica limitaciones, como por ejemplo, en la calidad en la exportación que se reduce a SD o 480p. Puedes usar la cuenta gratuita y si te gusta el resultado y vas a iniciar una serie de vídeos, pasar a una de sus cuentas de pago.

PowToon.

Uno de los veteranos en este campo. PowToon pretende acercar la animación a cualquiera. Tiene una versión gratuita con limitaciones, pero que puede ser más que suficiente para pequeños vídeos. PowToon funciona vía web y cuenta con plantillas que pueden ayudarte a hacer tu primer vídeo, además de tutoriales y galerías de ejemplos.

3, 2, 1… ¡Acción! Algunos consejos

Si ya estás convencido de que para comenzar no hace falta un gran presupuesto sino buenas ideas, ahora necesitas reunir un equipo mínimo. ¿Qué hay que tener en cuenta? Te lo contamos:

  • Cámara. Obvio, lo sabemos. Pero con este punto lo que queremos destacar es que no hace falta usar la cámara más pro del mercado. En realidad para, según qué vídeos, un smartphone puede ser más que suficiente. Pero, eso sí. Ten en cuenta que es necesario grabar a la máxima resolución posible y hacerlo utilizando un trípode o estabilizador: nada de grabar a pulso.
  • Luz. Una buena iluminación es fundamental. Así que piensa bien dónde y cuándo vas a grabar. Siempre que te sea posible, hazlo en un sitio con buena luz natural. Pero si no, utiliza luz artificial suficiente para que la escena esté bien iluminada. 
  • Guión. Ensaya. Tanto si eres tú mismo el que hablará a la cámara como si es otra persona, haz un pequeño guión y practica tus frases antes de comenzar a grabar. Recuerda que es muy importante ser conciso y no extenderse demasiado.

¿Vamos a por el Óscar?

Bueno, a lo mejor no hace falta llegar tan lejos, pero seguro que tienes alguna idea rondando por la cabeza para un posible vídeo. Esperamos haberte ayudado con nuestro post y, ya sabes, que si necesitas consejo en Aresphone podemos ayudarte con tu estrategia de vídeo marketing.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *